Acusan de negligente al Síndico Municipal de Huatulco


01

 

Acusan de negligente al Síndico Municipal de Huatulco

 

Rubén OSORIO

Santa María Huatulco, Oax.- Ciudadanos de la comunidad Arroyo González del municipio de Santa María Huatulco, acusan al Síndico Municipal de negligencia al hacer caso omiso por la contaminación y daños a la salud pública, ya que deja funcionar impunemente un “criadero”, mejor conocido como “rastro”, que opera sin reglas de sanidad en la comunidad. El dueño de dicho matadero dijo llamarse Nicolás Guarneros, persona que está protegida por Walterio Arturo Lavariega, con quien hace jugosos negocios, según declaraciones de los habitantes de la población.

Los pobladores en sus denuncias refieren, “estamos hartos de tanta pestilencia que arroja el “rastro” del señor Guarneros, estamos cansados que siempre se sale con la suya, y ahí está bien metido el síndico municipal, Walterio Arturo Lavariega, a quien hemos visto en plena fiesta; ambos se han aliado y han negociado en plena borrachera el funcionamiento de este establecimiento que perjudica a los habitantes por no estar en un lugar adecuado, aquí caen zopilotes y se crían gusanos, hay complicidad entre el dueño y el Síndico y son los culpables de enfermedades en la comunidad”.

Existe acuerdo entre el Síndico Municipal y el tablajero

Para ser exactos, el día 10 de abril del año 2011 se firmó una acta de acuerdo con el síndico municipal, Walterio Arturo Lavariega y el dueño del “rastro”, Nicolás Guarneros, así como los representantes de la comunidad; en este acuerdo se comprometieron a solucionar los problemas de sanidad y daños ocasionados por las actividades desarrolladas sin ningún procedimiento de salud e higiene,  además de mantener en constante vigilancia a los animales que mantienen amarrados y que pastan por los terrenos de la comunidad.

Afirmaron que con alevosía y ventaja Nicolás Guarneros, protegido por el Síndico Municipal, amenazó a los ciudadanos  de llegar a extremos de vida o muerte.

Los hechos ocurrieron frente al Síndico Municipal, quien apoyó la acción del empresario “matador de ganados”; los pobladores refirieron que “si la autoridad no procede, algún  habitante puede salir tasajeado o en carnitas”.

De acuerdo con una fuente de la comunidad, el Síndico Municipal  y el empresario acordaron habilitar un terreno en el 2011, actualmente sigue operando en la impunidad, y la orden del Síndico es que no tiene por qué moverse del lugar, ya que es su trabajo y debe de seguir dando el servicio a la población en general, este acto del Síndico Municipal mantiene a los habitantes molestos y hartos.

Los habitantes de Arroyo González han expresado por escrito su inconformidad en muchas ocasiones, han buscado a las autoridades municipales para que a la brevedad cierren el “rastro” que funciona de forma ilegal, en donde existen animales que contaminan la salud, bacterias que provocan enfermedades, el hartazgo de los habitantes ha llegado a su límite.

En la última reunión en donde asistió toda la comunidad, realizada este 8 de septiembre, expresaron de forma unánime expulsar a Nicolás Guarneros, quien no cuenta con documentos de posesión del terreno. Todos los ciudadanos, autoridad municipal y estatal saben y conocen del problema y las consecuencias que ha generado, además, como ha confirmado el representante de vigilancia del comisariado de los Bienes Comunales, Eliseo Aragón López, dicho terreno pase a ser propiedad comunal y bajo uso de la población de Arroyo González, ya está contaminado por el producto arrojado.

Habitantes afirmaron que la negligencia es notoria, que todos conocen y saben del problema generado, y que la autoridad indicada es el Síndico Municipal, pero que al tener acuerdos con el propietario del negocio, no lo ha clausurado. También afirman que toda la carne no la vende en la población si no a comunidades o mercados de otros pueblos, ya que en la comunidad han acordado “no consumir dicho producto que no tiene medidas de calidad e higiene”.

Los habitantes de Arroyo González han solicitado a las autoridades de salud que investiguen la procedencia de las reses y animales que dan muerte en el “rastro”; pidieron que  investiguen si los animales de crianza están bien alimentados o se alimentan en el basurero municipal, ya que han denunciado casos de enfermedades; el dueño del rastro clandestino tiene dos expendios de carnes en Huatulco, y hay evidencia para afirmar que el producto no tiene certificación sanitaria.

De acuerdo con la opinión de la representante municipal, Victoria Martínez, el Presidente Municipal de Huatulco dio instrucciones para que el problema se resuelva a la brevedad, ya que el síndico municipal, Walterio Arturo Lavariega tiene órdenes para cerrar el rastro clandestino y asegurar la salud de los huatulqueños, sin embargo, es necesario dar a conocer que el empresario Nicolás Guarneros tiene protección de políticos que lo respaldan por surtir de carne en eventos y mítines políticos,  a demás de apoyar en campañas a ciertos partidos que hoy lo dejan inmune ante las denuncias de la población.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s